17 de octubre de 2011

Acerca de Steve Jobs


La muerte de Jobs la semana pasada fué sorpresiva. Apenas el día anterior se había presentado a los medios el iPhone 4S, que a mi juicio no merecía un despliegue de ese tipo, era una revisión cualquiera del iPhone 4, un mejor procesador, unas cuantas caracteristicas, pero no es un nuevo producto ni una mejora sustancial. Jobs fué un tipo práctico, alguien que creó un mercado a partir de productos que no eran nuevos, ya existía la PC antes de la Mac, ya existía el MP3 antes del iPod, ya existía el teléfono celular antes del iPhone, ya existían las tablets antes del iPad, pero sus productos fueron un éxito.


Viéndolo desde esa perspectiva fría, el mundo no ha perdido a un genio, como todo mundo lo pone, el mundo ha perdido a la persona que tenía la magia del negocio al que se dedica la empresa que fundó y dirigió. El mundo no debería preocuparse de la pérdida de Jobs, los accionistas de Apple son los que deben preocuparse.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada